“TE ESTOY VIGILANDO”

Llego la era del internet de las cosas, una era de la incertidumbre, sabemos que nuestros dispositivos nos escuchan y nos geolocalizan, aunque indiquemos que no lo hagan, es sorprendente y alarmante como nuestra voz y nuestro rostro es utilizado para entrenar algoritmos de reconocimientos biométricos que nos identifican incluso sin el consentimiento y sin que nos demos cuenta.

El Gobierno Chino utiliza estos sistemas como método de control bajo un sistema de crédito social, pero también utiliza para encontrar a las personas en tiempo real.

En la actualidad todos estos datos son utilizados por agencias de marketing político para hacer campañas de desinformación y manipulación.

¿Internet se ha roto? En 1943 el padre fundador de internet, Vinton 'Vint' Gray Cerf, de origen judío, creo el protocolo TCP/IP que es el internet que conocemos y utilizado actualmente para que los gobiernos pudieran espiar a sus propios ciudadanos.

Licencias libres en la red o agendas oscuras, donde todos y cada uno de nuestros datos están expuestos, ofreciendo una infraestructura con un rostro amable pero perverso en el fondo... ¡Todos los datos que generamos en la web, absolutamente todos están concentrados en grandes servidores de información! .... Nuestros clientes, nuestra empresa, nosotros mismos, contribuimos a la operación de esta infraestructura de Data Center y algoritmos donde se almacena y se alimenta la inteligencia artificial de vigilancia y manipulación. Y que decimos de la instalación y herramientas para la captación de datos, actualmente existen mecanismos como el Sensor Data, puestos estratégicamente en zonas de mucho transito para estar recibiendo la información actualizada día con día 24/7, ese reloj de última generación y nuestros Smartphone están mandando información que nosotros mismos recabamos, Nombre, Edad, peso, altura, información médica, actividades, puntos de traslado etc., de esta forma las compañías venden nuestros datos no solo al Gobierno o empresas si no al mejor postor. Ahora viene algo más invasivo, el famoso "Chip" un mecanismo descarado donde ahora sí, seremos objetos tecnológicos donde la privacidad termina.

Siempre ha existido la necesidad de invadir la privacidad de las personas como método de control. Si retrocedemos un poco en la historia nos daremos cuenta de los desarrollos que fueron dando cuerpo este mega Big Data... En 1921 fue desarrollado el mensáfono o buscapersonas es un dispositivo creado para el Departamento de Policía de Detroit, pero no sería sino en 1949 cuando fue inventado y patentado el primer buscapersonas o mensáfono telefónico por el inventor Al Gross y sus primeros equipos fueron usados por el Hospital judish of new York.

Así es como las agencias internacionales utilizan inteligencia artificial para vigilar la web "Lo nuevo es el volumen y la velocidad en la recolección de datos" es por eso la batalla del gran tablero geoestratégico actual, donde se pone énfasis en el papel de EE. UU. y China como máximos protagonistas en la guerra del 5G.

Este es un método de vigilancia, de control y de manipulación, ya que se ha metido en nuestros hogares, industria, en ciudades enteras y nuestras escuelas... No importa que hagamos, si amarramos una piedra a nuestro celular o computador y los arrojamos al fondo del mar, existen satélites equipados con reconocimiento facial, esto es un problema colectivo, no podemos salvarnos. Con el internet de las cosas, nos están orillando a depender en su totalidad de los sistemas electrónicos tanto en el hogar como en la industria.

Que es lo que podemos hacer ante esta situación irreversible. Estar atentos y ser cautelosos para proteger nuestros datos, tratar de ser precavidos en el manejo y uso de nuestros datos individuales y colectivos, evitar lo máximo posible interactuar con plataformas, que por mencionar algunas, Amazon, Facebook, Microsoft, dedicadas a la extracción de algoritmos para controlar, vigilar y encontrar donde no queremos ser encontrados. Estas empresas deberían de poner la tecnología al servicio de los ciudadanos en lugar de los ciudadanos al servicio del poder. Es algo inevitable ya que cada día nos estamos adaptando al internet inclusive lo vemos como algo esencial para la acción diaria.

Regresemos a los libros, a las cartas, a la labor analógica como sistema primario y el internet como alterno, regresemos a la investigación, desentumamos la mente de la radiación y hagamos de la tecnología algo útil no esencial, no nos convirtamos en un "IGNORANÓICO"

-me creo todo - seamos críticos de lo que nos rodea, no creer ciegamente en los Gobiernos,

no nos dejemos llevar por todo lo que vemos en los medios, aceptemos y entendamos que la gente puede exponer algo diferente basándose en investigaciones fuertes y reales, no creer en todo lo que parezcan narrativas "versiones oficiales" y defenderlas sin razón alguna, no debemos opinar sin antes reflexionar y analizar, no creer ciegamente en los Gobiernos.

Tomemos un descanso diario del wifi y dejemos de nutrir la ciencia y la producción de la ignorancia, no seamos un producto de las circunstancias, seamos un producto de nuestras decisiones.